Mis ausencias

Recuerdos

Hoy voy a recordar a mis muertos, promete ser largo el texto.

Mi primer muerto fue mi abuela paterna María Serafina, una mujer bajita y redondita, en su forma de pensar era más adelantada a su tiempo, aunque vistiese de luto y luciese un pequeño moño, la recuerdo siempre con una sonrisa, su mano “regilando” la mirada viva, uno de mis mejores recuerdos es cuando fue a verme bailar ballet, para ella fui la mejor y la más guapa, me regaló una muñequita que en la falda tenía caramelos 😍

Murió un día de fiestas, pues recuerdo que me tocó ir a buscar a mis hermanos gemelos, que estaban en las vaquillas. Estaba dormida para siempre, recuerdo que quería vomitar, porque tenía miedo y mucha pena, me hicieron besarle pero no pude
La quise como quiere un niño, sin dar importancia a nada, ahora la quiero importándome y aportándome lo que entonces desconocía ❤
Mi primo Toni, el bebé más bonito que he visto nunca, murió a los cinco años,era hermoso, sus mofletes estaban siempre sonrosados, era un ángel, no recuerdo su voz, pero si como corría, su pelo, recuerdo que me dió rabia su pérdida,lo entendía injusto y no sabía que no siempre hay un culpable, en fin, sé que le quise y que vive en mi memoria correteando por ella❤
Mi hermano Alberto, no es pasión de hermana, pero… que tío más guapo y más bien plantao, hablar de él sin mentar a su gemelo es como reflejarse en un espejo ciego, los dos tipos más pintureros junto con mi primo Raúl, que he conocido nunca.
Alberto era bromista, de carácter amable, conversador y cariñoso, tenía miles de defectos, no os penséis que lo creía perfecto, pero será el amor, que me lleva a sus virtudes
Tengo muchos recuerdos, pero el más grande es cuando Alberto y José Marí me llevaron de vacaciones a Londres, Dios míooo, que viaje, cuantas risas, esa noche en un chino mis hermanos de palmeros y yo cantando por Lole y Manuel para un tipo que nos invitó a cenar (forma parte de una historia extravagante donde las haya)
Murió un viernes a las tres de la tarde, no hubo un descanso más triste, silencios más dolorosos, no fue dulce, ni aceptada su partida, recuerdo a José Mari destrozándose los nudillos, le sangraba la mano y se cagaba en Dios.
Veinticinco años sobre una cama, generó mucha violencia…
Hoy en día le sigo pensando y queriendo ❤
Encarna, una mujer preciosa por dentro,l hermana de mi cuñada, ha estado desde siempre en mi vida, desde que era pequeña, recuerdo su olor, su voz, era tan buena, sabía querer muy bien, a mi me enseñó muchas cosas,me gustaba su punto de vista, mi último recuerdo con ella es un cigarrillo juntas en las escaleras de su casa y un abrazo largo de despedida que las dos sabíamos que era para siempre, aún me guardo todo el amor que sentí ❤
Mi tía Toñi, terrible esa mujer, se notaba cuando estaba, tenía mucha presencia, energía en movimiento constante, morena, racial, graciosa como ella sola, gallinita para sus hijos y la adoración de mi tío (uno de mis tres angeles)
Yo recuerdo su voz, las risas, mi madre la quería mucho, lo último que le dijo es que no le olvidásemos, no puedo ni quiero hacerlo, el cariño no me dejaría ❤
Mi tía Felisa, mi tía…sabes que diría de ella? Era una mujer de presencia discreta, pero no pasaba inadvertida,
Que me encantaba estar con ella,le quise mucho muchooooo, tengo miles de vivencias con ella y todas me hacen sonreír, en sus últimos días en el hospital la visite bastante, tuvimos conversaciones muy interesantes,el día antes d irse, estuvimos hablando del miedo que tenía a morir, yo estaba escribiéndole una carta que le prometí le iba a leer ese día sobre ese tema, cuando me llamó su hija, para decirme que ya no estaba… Me quedé mirando el “querida tía” ,llorando me despedí en esa carta, que no sé qué fue de ella, si sé lo que fue del amor, siguió conmigo hasta el día de hoy ❤
Sancho,mi segundo padre, el que me veía detrás de mis ojos y sabía mucho más de lo que decía
Un hombre íntegro, bueno, cariñoso, fue un hombre que me enseñó más con lo que se calló, que con lo que dijo, me supo colocar en un lado de su corazón y pasara lo que pasara no me movió un milímetro, ni yo a él.
Conocí lo grande que era la generosidad de su mano, le querré todos los días y me quedo con aquellas tardes conversando en el balcón de kotxeras❤
Mamá y papá … He dicho mucho sobre ellos, así que seré breve, para definir lo que siento diré que solo existe un tiempo verbal para el amor que vive en mi hacia ellos, les quiero.
Me quedo con todo lo vivido y destaco la dulzura de ella y las ganas de vivir de el❤
Tío Leandro, otro de mis tres angeles, ese que dejó su descanso para que descansara yo, un señor con todas las letras, guapo, guasón, peleón, cariñoso, anda que no hemos discutido y también me lo he comido a besos, le echo de menos, se me quebró el alma con su pérdida, me quedo con su silbido, ese que a veces oigo y parece mentira, le querré siempre ❤
Tía Leandra mi abuela sin serlo, he crecido con sus canciones en francés, con una memoria prodigiosa que heredó la prima Cris, con su carácter aparentemente duro, que luego nos consentía todo y más, sus comidas todas ricas, los dulces que sabían a ella, presumida y preciosa de vida itinerante y dura, cuanto nos ha dado a todos, la amo desde las tripas, desde muy por dentro
Recuerdo que me hablaba en francés, pero en la calle me daba vergüenza hablarlo y a ella le daba la risa, recuerdo esos veranos en su casa llena de gente siempre, el verano era ella, para todos ella fue muy grande ❤
Tío Benito, un señor serio, recto, de niña me imponía muchísimo respeto, como decía mi madre “tu tío Benito es el ton con el son” la cosa cambió con el tiempo, resultó ser un hombre muy cercano, cariñoso, familiar y buen conversador, personalmente lo descubrí más tarde de lo que me hubiera gustado, me quedo con sus migas y un secreto que me hace quererle con admiración y con un respeto más consciente ❤
Tía Dolores, Tita, elegante, esbelta, una mujer que hacía girar la cabeza, la tengo muy presente, se me fue antes de un viaje programado,pero también vino, me gustaba como contaba las cosas, como se miraban mi tío y ella, envidiaré siempre su espíritu aventurero, esa poca pereza para subirse a un escenario y ser una estrella, se emocionaba con facilidad, le gustaban las películas de miedo…. murió siendo la anciana más joven del mundo.
Le sigo queriendo mucho, su recuerdo me hace sonreír siempre ❤
Tío Leoncio, de el diría que era una persona peculiar, inusual, un hombre inteligente e intelectual para su tiempo, independiente y familiar, bueno, amable, un hombre interesante al que le gustaba leer y escribir, para mi el más artista.

Este espacio de escritura se titula haciendo un guiño a un libro que escribió y nunca publicó.
Me gustaría recordarle enseñándome vídeos y leyéndome una poesía, que lo hizo, pero aún me persigue su mente huida, su mirada perdida, todavía me duele pensarle, le quiero con mucha ternura y le cuido cuando pienso en el ❤

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s