Kuku

Lobo rosa

A veces soy Alicia, hay veces que me hago grande o pequeña, el pais de las maravillas podría parecer un sueño a los ojos de los demás, para mi es una realidad, me paseo por un mundo diferente, donde todo es posible
Cuándo me hago pequeñita aprovecho para llegar y observar aquellos lugares, que se pierden con la distancia y cuándo me hago grande, me paro a mirar lo que me pareció inmenso, esa altura me ayuda a tomar perpectiva
En éste mundo tan maravilloso, cuesta entrar, porque no es fácil, me encanta compartirlo con quienes me encuentro en el, algunos ya estaban allí de antes, otros llevan poco tiempo y muchos están asomando…
Kukuuuuuu

Libertad? Aquí dentro

Lobo rosa

A veces la arrogancia nos pone una venda en los ojos y creemos tener la verdad.
La verdad es tan difícil de entender…
La vida nos da pellizcos que normalmente sentimos en esa parte tan poco física y tan presente en nuestra presencia, en el ego.
La humildad es nuestra salvación, junto con la comprensión y la aceptación.
La gente busca la libertad fuera de sí mismo, hacen puenting para sentirse libres, se montan en parapentes porque creen que el ave es más libre que ellos, se van de retiro espiritual para aprender a vaciar sus mentes.
Y yo pienso que la libertad es un sentimiento que tenemos que tener sin salir, sin hacer nada extraordinario.
Solo buscándonos, queriéndonos, rectificando lo que podamos y aceptarnos, pienso que la libertad reside en lo bien hecho, en no tener que esconderse de actos que nuestra conciencia no sabe perdonar, pero no sabe perdonar porque no nos escuchamos a nosotros mismos, no tenemos compasión por nosotros mismos…
Creo que la libertad nace del perdón propio y desde el amor propio.

Asumiendo

Lobo rosa

Hay veces que queriendo defender una postura se olvida lo aprendido y lo vivido hasta ese momento, toman importancia detalles que antes pasabas por alto y hoy por alguna razón es importante lo que hacen sentir, pensando con calma sin dejarse llevar demasiado por la emoción, calculas donde duele, donde pica, donde reconforta, no es fácil controlar, el ego aparece y es un gran pulso el que echa , que no es ni malo ni bueno, es parte de mi.
Sé que ser feliz no es tener una vida perfecta, que a veces las lágrimas te abren puertas hacía dentro, tendré la madurez de asumir que me equivoqué y la valentía de decir perdóname

Buceando-me

Lobo rosa

14359231_10210529282536649_7975063778806905331_n
las cosas pasan de puntillas, rozando apenas la piel, parece no repercutir en nosotros, de ese roce, por mínimo que sea hay una reacción física y emocional, toda acción tiene repercusión.
Ultimamente me paro mucho a pensar en buscar en el fondo para encontrar respuestas, me quedo en mi superficie mirándome, estudiándome, siempre duele más ver con claridad y desde una perspectiva amplia, que quedándose en una sola conclusión, estancándose en un pensamiento.
Valorar sin poner nota ( que difícil) examinarse con el convencimiento que un suspenso, tan solo es un dato que tener en cuenta.
Cuándo dijeron “bien venido a la escuela de la vida” no se referían nada más y nada menos que a eso, todos somos maestros y alumnos simultáneamente, de cada situación ajena podemos sacar herramientas para ayudarnos a entendernos y comprender que cada cuál somos un espejo y que su reflejo puede parecerse a la situación de un desconocido y viceversa, que de pronto que te acerca a el con una reflexión y una pregunta ” eso me pasó a mi…¿que hice para resolverlo? mucha gente a esto le llama casualidad, no lo es, cuándo algo nos llama la atención o nos chirría de ésta forma, es porque tenemos que tenerlo en cuenta.
Lo sé, es agotador… análisis, búsqueda, comprensión, asimilación, integración y rectificación.
¿Y todo ésto para qué?
bueno, teniendo en cuenta que con la única persona que vamos a convivir realmente, hasta el último aliento, somos nosotros mismos. al menos que nos conozcamos bien